lunes, 8 de junio de 2015

Review Pretty Little Liars 6x01: Game on, Charles

Las liars están de vuelta y lo hacen a lo grande, la verdad es que tras meses prometiéndonos por twitter que este iba a ser el #SummerOfAnswers han vuelto más oscuras de lo que eran pero sin respuestas claras aún. Conociendo el historial que tienen con respecto a eso a saber si realmente darán respuestas claras en algún momento de la temporada, la cual os recuerdo que sólo tendrá 20 capítulos, 4 menos de lo habitual. ¿Habéis echado de menos Rosewood y sus líos? A is back, bitches.



El capítulo empieza con las liars en el jardín alambrado al que consiguieron salir en el último capítulo, tras darse cuenta de que no pueden salir de él porque la valla está electrificada intentan volver dentro pero Charles tiene otra idea y les impide entrar obligándolas a permanecer fuera bajo la lluvia, al raso, sin comida ni agua durante días. Cualquier pensaría que esta situación iba a acabar con ellas pero no, lejos de volverlas más débiles lo que hace es reforzar sus ganas de salir de allí y el lazo entre ellas también, están decididas a no dejar que Charles gane. 


Cuando finalmente Charles las deja entrar otra vez, cosa de la que no están muy seguras y no me extraña, vemos como gasea - literalmente - a las liars mientras se hace con Mona. No es la primera vez que vemos que quiere evitar gasear a Mona, ¿por qué? ¿Porque es su favorita porque hace de Alison o porque ya la tiene entrenada para que le obedezca? Sea como fuera vemos como las liars despiertan en una sala, que más bien parece una morgue, y cómo Mona les dice que han estado inconscientes unas horas por el gas pero que no sabe nada más. En ese momento suena la dichosa voz
que les anuncia que deben volver a sus habitaciones y Mona les recomienda que lo hagan pues al parecer Charles es más siniestro y duro de lo que creíamos y tiene un agujero para encerrarlas. Sí, sí, un agujero de castigo al más puro estilo B613 - de Scandal - lo cual es bastante perturbador. Como lo es el hecho de que tenga a otra rubia, también vestida como Mona, encerrada en otra habitación que es testigo de cómo las liars van entrando cada una en su habitación mientras se escuchan sus gritos. No sé si esta chica es quien dice ser, que lo dicen al final del episodio pero no tiene tanta importancia - de momento - así que lo adelanto, se supone que es Sarah Harvey, la chica que desapareció y que creían que era la que estaba enterrada en la tumba de Alison, sea quien sea me sorprendió dos cosas: que Mona no supiera que había alguien más allí y que ella sí tuviera libertad para moverse sin que Charles la castigara. ¿Mi conclusión? Debemos desconfiar de ella.

Después de esto se produce un salto en el tiempo de tres semanas, cosa que ya sabíamos que pasaría, y en el que parecen haber estado encerradas en sus habitaciones bajo tortura mental. Además cuando salen resulta que, parte de, lo que Charles ha hecho ha sido intentar devolverles a cada una el look que tenían años atrás, el verano que Alison desapareció, lo que es una de las cosas que nos hace pensar que hace mucho que Charles andaba planeando esto.

¿Qué está pasando en el pueblo mientras tanto? Pues que Andrew ha desaparecido y por tanto se ha convertido en el máximo sospechoso - no creo que Andrew sea A pero que le ayuda sí - y Alison ha salido de la cárcel al comprobar la policía que Mona está viva. La policía tiene parece tener bastante claro que si ponen a Alison como debo, Andrew vendrá a por ella y así ellos podrán cogerlo y rescatar a las chicas. A ver, ¿pero cuándo la policía de Rosewood ha hecho algo bien? Como no somos las únicas que sabemos esto, Ezra, Caleb, Toby y Alison trazan un plan alternativo que sí creen que funcionará. Así que simulan que A ha entrado en casa de Alison - tras una falsa llamada preocupante - y de ese modo Alison puede escaparse para reunirse con Ezra y Caleb que la están esperando fuera. Y con un plan mucho mejor, la verdad. Cuando Alison dio su rueda de prensa le da a Andrew - supuesto A - la pista de donde y cuando deben encontrarse así que Ezra y Caleb planean ir con ella para pillarle y salvar a las chicas. Tengo que decir que el plan tenía nivel, que Caleb le metió un chip a las botas que Alison debía llevar para no perderla xD

Vamos a volver con las liars al búnker, de repente sus habitaciones se abren y la voz les dice que se dirijan a la habitación de Alison y se preparen para su llegada. Primera señal de que A escuchó el mensaje de Ali por la televisión. Una vez allí empiezan a vaciar las cajas con las cosas de Alison, que digo yo, Charles tiene cosas de todas, ¿ninguna se ha dado cuenta en algún momento de que les estaban robando o qué? Mientras vacían las cosas Aria encuentra un mensaje en la pared del armario, "va a matarme. M".

Suponemos que Mona lo puso ahí antes de que Charles la encerrase en el agujero - por cierto increíble actuación de Janel Parrish ahí - además Spencer encuentra algo, un juguete que le debe recordar alguna cosa porque lo guarda para sí. El punto final para las liars es cuando estando en la habitación de Hanna esta les dice que sabe que su madre está enferma por culpa de su ausencia, lo que les hace pensar a las chicas lo mal que lo estarán pasando sus familias, que no saben siquiera que están vivas y deciden que es hora de plantarle cada a Charles. Por cierto, muy fan de Aria amenazando a Charles de muerte como si nada, la veo capaz xD 

De modo que la próxima vez que las puertas se abren las chicas aprovechan para dar su golpe contra Charles, Spencer las lleva a una habitación donde cree que puede conseguir encontrar un túnel que las lleve a la habitación con los recuerdos de Charles donde ella estuvo cuando vio sus recuerdos. Finalmente es Emily la que encuentra el pasadizo y consiguen llegar a la habitación que Spencer quería donde les dice quien cree que es Charles y les enseña el video de Jessica DiLaurentis con los niños. Las liars saben que Charles las está observando así que ponen sus cartas sobre la mesa, quieren a Mona de vuelta o quemarán su habitación de queridos recuerdos. Como es de esperar Charles no hace acto de presencia ni les dice nada, aunque tampoco hace nada por detenerlas, y ellas se cabrean y ponen en marcha su amenaza.


Mientras las liars inician un incendio Alison está dando vueltas por el bosque que rodea a la casa ya que Charles no es tonto y cuando Alison llegó al punto en el que habían quedado le dejó un coche, ropa e instrucciones de hacia donde dirigirse, por suerte Ezra y Calen dieron con ella y también andan por el bosque. Eso sea probablemente lo que salve a las liars, ya que Charles no se decide entre salir a por Alison o encargarse de las liars y el incendio. Al final Alison y los chicos ven el humo del incendio que sale del sótano y encuentran la puerta de entrada e intentan forzarla. Las chicas, que han salido de la habitación y rescatado a Mona del agujero, están al otro lado gritando para que les abran ya que Charles ha dado tocado a la alarma de incendios, no preguntéis por qué. Ni idea. La cuestión es que los chicos llaman al 911 y la policía llega a tiempo de ver como las chicas salen de su encierro - aunque por supuesto Charles ya no está - y rescatan a Sarah de su habitación.

Una vez fuera Emily le pregunta a Alison quien es Charles DiLaurentis pero a la rubia eso le suena a chino. O eso quiere hace entender porque la verdad es que a mi la cara que puso no me terminó de convencer...

¿Qué os pareció el capítulo? No resolvió ninguna duda pero, ¿fue un retorno potente? A mi personalmente me pareció más oscuro de lo normal, Charles más agresivo de lo que A nos tenía acostumbradas aunque claro, puede ser que después de todo Charles no sea A...

Como siempre, os dejo la promo del próximo capítulo 6x02: Songs of innocence


¡Gracias por leer!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario!